Da el paso contra el tabaquismo: Unidad de Tabaquismo en Hospital San Agustín

0
566
tabaquismo

El tabaquismo es un problema de salud pública de primer orden. Luchar contra la adicción al tabaco es muy duro, el fumador necesita herramientas y apoyo para poder abordar el cambio crucial de su vida: dejar de fumar. Hospital San Agustín cuenta con una Unidad de Tratamiento de Tabaquismo, liderada por el doctor Hicham Guermoudi, que desarrolla un abordaje total: desde la medicina hasta la psicología.

Los datos de la Organización Mundial de la Salud son rotundos (http://www.who.int/tobacco/es/ ) : cada año mueren más de 7 millones de personas por causa del tabaco en el mundo. De la cifra total, más de 6 millones son fumadores activos y alrededor de 890.000 son fumadores pasivos. El tabaquismo no es problema sólo del fumador, todos pueden sufrir sus consecuencias.

La asesoría y la mediación son las únicas vías, según la OMS para poder dejar de fumar. En esta línea Hospital San Agustín ha puesto en marcha la Unidad de Tratamiento del Tabaquismo, para que todos aquellos fumadores que estén decididos tengan el apoyo y el seguimiento necesario para conseguirlo.

El doctor Guermoudi lidera la unidad de tabaquismo que con una concepción global del problema plantea un método de trabajo que aúna la terapia sobre el cuerpo humano y la mente. La unión de parámetros y seguimiento médico y psicológicos mantenidos en el tiempo, hacen que el protocolo de intervención en tabaquismo desarrollado por este equipo sea un éxito en una amplia mayoría de los casos tratados.

Una vez diagnosticado el tabaquismo y con la convicción por parte del paciente de querer abordarlo se pone en marcha el trabajo de terapia para tratar la adicción a la nicotina. Este proceso se desarrolla en cuatro etapas que se alargarán tanto como necesite el paciente. Todos los casos son tratados personalizados y abordados en función a las necesidades de cada uno.

La preparación del paciente es un momento clave en la terapia. Ayuda psicológica y revisión de parámetros médicos fundamentales son la base en la que el propio paciente marca su día D: el día de su último cigarrillo. Todo el tratamiento y seguimiento posterior tiene como objetivo convertir en realidad su día D, no volver a fumar nunca más.

Mujeres, hombres, jóvenes y no tan jóvenes… son muchos los rasgos de todas las personas que han conseguido abandonar el tabaco gracias a la Unidad de Tratamiento de Tabaquismo de HSA. Nunca es tarde para marcar tu Día D y empezar una nueva vida de salud.

Print Friendly