José García López, un impulsor de la coronación de la Virgen de Valme

0
732
José García López

Su figura es indispensable para entender la coronación de nuestra Protectora

Dos Hermanas vibra estos días con la proximidad de la romería de Valme, la fiesta nazarena por antonomasia, el gran día del pueblo alrededor de su Virgen. Y quiero traer en esta ocasión a estas páginas la figura de José García López ‘Rivitas’ que aunque ha merecido que se escriba de él en varias ocasiones no ha salido nunca en esta mi página. Y viene a esta sección sobre todo por su faceta de gran valmista al que todavía Dos Hermanas no le ha hecho el homenaje que evidentemente se merece. José Díaz García en su libro ‘Dos Hermanas, grandes del deporte nazareno’ ya nos traza de manera magistral la biografía de nuestro hombre.

Nació el día 18 de septiembre de 1892, hijo de José García Rivas e Isabel López Martín. Del segundo apellido del padre nació el apodo por el que era conocido y que, dicho sea de paso, heredaron sus descendientes. El primero falleció el 4 del 9 de 1925 con 69 años y la segunda el 10 del 3 de 1940 con 80 años. Tuvo varios hermanos: Francisco, Manuel, Isabel, Antonio y Luis.

Tuvo y ello es muy importante una formación académica superior a lo que se estilaba en la época. Como nos cuenta Pepe Díaz y la familia de nuestro biografiado fue empleado del Ayuntamiento de Dos Hermanas en la sección de arbitrios. Igualmente trabajó en la Hermandad de Labradores y Ganaderos, en las cámaras agrarias y de agente comercial.

Pero sobre todo nos interesa su faceta periodística pues escribió en muchos y muy diversos medios de comunicación como El Noticiero Sevillano, El Correo de Andalucía, La Unión, ABC, F.E.( diario de la Falange Española Tradicionalista y de las Juventudes Obreras Nacional Sindicalistas). Sevilla, Hoja del Lunes y los periódicos locales La Verdad y Adelante. Hizo pues del periodismo una gran parte de su vida.

Escribió mucho de deportes, sobre todo de fútbol que, según la autorizada opinión de Pepe Díaz, era el deporte más popular entre los nazarenos junto con el ciclismo. Nuestro biografiado fue fiel seguidor del Dos Hermanas Club de Fútbol al que seguía por donde iba.

Pero también escribió de toros, Religiosidad Popular, teatro, actos sociales, asuntas del ayuntamiento y, como no, de las Fiestas de Santiago y Santa Ana y de la romería de Valme.

Según el periodista David Hidalgo Paniagua Rivitas que firmaba como ‘El Deportista Nikola’, ‘El Corresponsal’ o ‘Gonzalo Nazareno’ fue el que consagró el gentilicio nazareno hoy extendido por todas las partes.

También es muy importante reseñar que ocupó el cargo de alcalde de Dos Hermanas desde el 26 de febrero al 20 de mayo de 1930 dado que, tras el fin de la dictadura del general Miguel Primo de Rivera y Orbaneja y antes de la llegada de un Real Decreto para constituir nuevos ayuntamientos, le tocó a él ocupar interinamente el cargo como concejal que era de mayor edad.

Casó con Francisca Sánchez Correa con la que tuvo cuatro hijos: Matilde casada con León Soria Fernández el cual tenía un bar en los Cuatro Cantillos y fue ordenanza de la Facultad de Ingenieros, Isabel casada con Juan Morón Morales que tenía una zapatería, José que era mecánico casado con Ana Asencio Martín y Pepe, delineante casado con María Martín, el cual estuvo muy vinculado a Santa María Magdalena y a sus hermandades perteneciendo a la junta de gobierno de la Hermandad Sacramental. Nuestro protagonista vivía en la calle Botica.

Su esposa murió el 30 del 8 de 1966 a los 68 años y nuestro periodista el 7 del 8 de 1971 con 80 años.

Pero, sobre todo hoy nos interesa nuestro hombre por su vinculación con el culto y devoción a la Virgen de Valme. La idea de coronar a la Virgen la dio el prolífico y conocido sacerdote don José Sebastián y Bandarán, capellán de la Capilla Real de la Catedral de Sevilla, canónigo de esta Iglesia y predicador de la ciudad entre otros muchos títulos y, desde luego, personaje más que fundamental para comprender la historia de la Sevilla del siglo XX.

El 30 de marzo de 1958 en Adelante nuestro protagonista nos hablaba sobre la coronación de la Virgen recordando a Bandarán como el que lanzó la idea y recordando una visita del que fue párroco de Santa María Magdalena, el tan recordado don José Ruiz Mantero, del hermano mayor Carlos Delgado de Cos y del secretario, Eduardo Morenos Siles –padre del que fue hermano mayor de la coronación Manuel Moreno Pérez, abuelo de un hermano mayor del Cautivo Eduardo Moreno Moreno y bisabuelo del joven diacono Eduardo Vega Moreno, que en estos días predica el quinario a nuestra celestial protectora.- al cardenal don Pedro Segura y Sáenz, nos cuenta como éste acogió la idea con agrado aunque el proyecto quedó en eso, en un proyecto. Lo cierto es que Rivitas no estaba dispuesto a que las cosas quedaran ahí y, en todos los cabildos generales, recordaba a este ingrato pueblo y a la hermandad de la Virgen que tenía que ser coronada. Fue el martillo, no precisamente de herejes, pero si de olvidadizos hijos de Dos Hermanas. Así se lo ha reconocido el actual hermano mayor de Valme Hugo Santos Gil en su magistral libro sobre la coronación de la Señora que es una obra clave en la Bibliografía de la Virgen de Valme. No pudo conocer en la Tierra la coronación de la imagen de sus amores que vería desde los cielos.

Y en parte hemos escrito este artículo para pedir dos ruegos: El primero que se le haga un reconocimiento público a este personaje que merece se le dedique una calle en el callejero nazareno pues, es evidente, existen nombres en él de personas con menos merecimientos. Espero que alguien coja firmas para apoyar esta idea de ponerle una calle a un personaje clave en la historia del Periodismo, del Deporte y de la Devoción a la Virgen de Valme durante el siglo XX, persona que ha sido reconocida por todos los que han estudiado su sencilla pero intensa biografía como son José Díaz García, David Hidalgo Paniagua y Hugo Santos Gil.

Pero no quiero dejar pasar estas páginas sobre Coronación recordando que el fervor mariano de Dos Hermanas, muy bueno y muy grande y que es tabla de salvación en los problemas que afligen a nuestra gran ciudad, necesita una nueva confirmación con otra coronación. Hay imágenes de Dolorosas que pueden ser acreedora de tal honor. Y, desde luego, la que enlaza más con la Historia de nuestra colectividad es la Virgen de los Dolores de la Oración en el Huerto que resume todo el fervor penitencial del Marianismo nazareno. Ya lo he dicho en varias ocasiones, siendo consciente de que con la repetición se graban las ideas. Yo desde luego luchare para que se corone la que es patrona de los almacenes de aceituna, industria tipo y característica de nuestro pueblo. Espero no morirme antes, como le pasó al luchador ‘Rivitas’, y lograr ver a la Reina del Miércoles Santo coronada canónicamente. Dios lo haga.

BIBLIOGRAFÍA:
-DÍAZ GARCÍA, José: Dos Hermanas. Grandes del Deporte Nazareno. La Plazoleta de Valme, Dos Hermanas, 2014.
-HIDALGO PANIAGUA, David: Los Medios de Comunicación en Dos Hermanas (1894-2003). David Hidalgo Paniagua, Sevilla, 2004.
-SANTOS GIL, Hugo: La coronación canónica de Nuestra Señora de Valme (1942-1973). Dos Hermanas, 1998.
Print Friendly, PDF & Email