La Capilla de Amargura concluye la primera fase de su reforma

0
521
Capilla de Amargura

En la Capilla de Amargura se ha renovado el Altar para Santa Ángela

Una serie de obras de reforma se han desarrollado en la Capilla de Amargura y han finalizado recientemente. El hermano mayor, Antonio Miguel Bascón Román responde a nuestras preguntas sobre estos trabajos que se han llevado a cabo en la Capilla de Amargura, que se encuentra en la barriada de la Costa del Sol.

¿Qué reformas se han acometido?

Se han acometido varios trabajos de adecuación de la Capilla. Entre las reformas actuales, en esta primera fase, se ha remodelado la puerta – a la que le queda sólo revestirla de material hidrófugo- , se ha restaurado la Capilla Penitencial -donde se encuentra el confesionario-, el altar de Santa Ángela de la Cruz, se han instalado vidrieras – que representan distintos motivos relacionados con nuestra Corporación: motivos sacramentales; el escudo de nuestra Hermandad; el rostro de Santa Ángela de la Cruz; y motivos representativos de San Juan Bautista, ya que la hermandad se fundó un 24 de junio. Quedan por colocar tres vidrieras que irán al Presbiterio, en un futuro, y cuando esté la reforma de la Capilla finalizada. Todos los trabajos se han hecho conforme al proyecto que presentó la Junta de Gobierno anterior en Cabildo General Ordinario de hermanos, el pasado año, y que la actual Junta ha tomado como suyo para culminar dicho proyecto.

¿Por qué se han ejecutado estos trabajos?

Había distintos elementos en nuestra Capilla que necesitaban una restauración, como las ventanas o la puerta principal y que debido al tiempo, la corrosión se había hecho presente.

¿Qué es lo que más va a apreciar el hermano cuando se acerque a la Capilla de Amargura?

El hermano que se acerque a orar ante Nuestros Sagrados Titulares podrá apreciar la gran luminosidad natural que ha ganado nuestra Capilla al instalarse las vidrieras en ambas fachadas. También podrán observar la restauración completa de la puerta, que ha sido dotada de un material aislante de humedad y revestida de madera, donde resaltan el escudo de la Hermandad y la Cruz de Santiago como insignias de la Corporación. Y, sobre todo, la hornacina de Santa Ángela de la Cruz.

¿Falta alguna fase más o tienen pendiente alguna otra reforma?

Sí, queda pendiente la reforma final de la Capilla. Aunque en estos momentos se han acometido varias mejoras, como se han citado anteriormente, esta junta de gobierno seguirá trabajando en el culmen del proyecto siempre informando, y presentando a los hermanos todo, previamente a su realización.

¿Cómo se siente, como hermano mayor, al haber culminado este proyecto?

Como hermano mayor, junto con mi Junta de Gobierno, nos ha tocado acometer parte de este proyecto que fue presentado, como cito en varias ocasiones, en el mandato anterior. Por ello, siento una gran satisfacción, porque la Capilla se construyó hace 40 años según las necesidades que presentaba en aquella época nuestra Hermandad, hay que recordar que en aquellos tiempos se construyó como Capilla-Casa Hermandad. Pasado el tiempo y con la inauguración de la Casa Hermandad, donde se encuentra todo lo relacionado con la burocracia, la Capilla queda expresamente como lugar de culto y se ha mantenido hasta ahora prácticamente como en sus inicios.

¿Qué valoración hace de este primer año como hermano mayor?

Hago una valoración muy positiva. A los cuatro meses de tomar posesión, tuvimos que enfrentarnos a una situación desconocida y muy complicada por la pandemia que nos azota, pero ello ha hecho que tengamos que reinventarnos, adaptándonos a los tiempos que corren, para poder seguir manteniendo la hermandad vida. Por lo que tengo que estar eternamente agradecido a mi Junta de Gobierno, que ha sabido aclimatarse a esta nueva situación. Resalto igualmente la unión y ganas de trabajar, puesto que la reforma se ha realizado, en gran parte, gracias al esfuerzo de este equipo del que me honra estar al frente. Seguiremos, con ilusión, luchando para acercar la hermandad aún más al hermano y atenderlo en sus necesidades trabajando desde nuestra bolsa de caridad. El patrimonio humano, es el más preciado y lo más importante es ver esa Capilla, recién reformada, repleta de hermanos y devotos rezando ante nuestros benditos Titulares.

Print Friendly, PDF & Email