La Ermita de Valme está preparada para la Romería

0
231
Ermita de Valme

La Ermita de Valme se ha sometido a diferentes trabajos de rehabilitación y conservación

El Alcalde, Francisco Toscano, visitó ayer la Ermita de Valme en el Cortijo de Cuarto para ver in situ las obras de rehabilitación a las que se ha sometido.

Acompañado por el Hermano Mayor de la Hermandad de Valme, Hugo Santos, y miembros de la Junta de Gobierno, el Alcalde, junto a varios de los concejales del equipo de Gobierno, realizaron una visita guiada por la Ermita de Valme.

Hugo Santos explicó los diferentes trabajos que se han desarrollado gracias a la ayuda del Ayuntamiento nazareno. En una primera fase se rehabilitó la cubierta, la espadaña y la campana. Este año, en una segunda fase, se ha consolidado uno de los muros –el que se encontraba en peor estado probablemente porque es el más antiguo de la edificación, según apuntó Santos-, se ha ejecutado un nuevo acerado perimetral –que permitirá aislar la Ermita de humedades y de las raíces de los árboles del entorno-, y se ha procedido a la limpieza, consolidación y adecentamiento de todas las fachadas exteriores, “sin perder la estética de este edificio”, explicó el responsable de la Hermandad.

Restauración del retablo

Además, se ha procedido a la restauración y conservación del retablo de la Ermita de Valme, una labor dirigida por Antonio Sánchez Fernández. Estos trabajos se han realizado gracias a un convenio con la Universidad de Sevilla mediante el cuál los alumnos de la Facultad de Bellas Artes del Grado de Conservación y Restauración de Bienes Culturales han trabajado en esta restauración.

Se trata de un retablo del siglo XVIII, procedente de La Rinconada, que vino a la Ermita de Cuarto tras su rehabilitación en el siglo XIX por parte de los Duques de Montpensier que la dotaron de todos los elementos necesarios para habilitar la Ermita de Valme para cultos, según explicó Hugo Santos.

El Hermano Mayor también recordó, durante su intervención, que en 2002 se realizó la firma del convenio de cesión de la Ermita, primero al Ayuntamiento de Dos Hermanas y posteriormente a la Hermandad.

Por su parte, el Alcalde insistió en que “más allá del sentimiento religioso, nosotros siempre hemos tenido muy claro que Valme es un punto de encuentro entre la Historia de nuestra ciudad y la realidad del día a día… La Romería y Valme es un punto de conciliación de toda la población de Dos Hermanas”.

“Estamos encantados de colaborar y seguir colaborando con la Hermandad de Valme”, sentenció el regidor.

Print Friendly, PDF & Email