El Banco de Alimentos de Sevilla busca voluntarios

0
Banco de Alimentos

«Comer no puede ser un lujo» es el eslogan de la Gran Recogida 2022 que el Banco de Alimentos de Sevilla podrá en marcha el día 25 de noviembre

El 25 de noviembre la Fundación Banco de Alimentos de Sevilla lanzará un año más la Gran Recogida de Alimentos, acción organizada por la Federación Española de Bancos de Alimentos (FESBAL). 

Para llegar a cabo esta acción, la Fundación necesita de la participación de aproximadamente unas 5.000 personas voluntarias durante los días que se desarrolla la campaña para recoger, informar y animar a los donantes a realizar las aportaciones en los más de 400 establecimientos comerciales habilitados en toda la provincia de Sevilla. 

Concretamente, en Dos Hermanas se requieren unas 150 personas voluntarias para poder cubrir al 100% todos los establecimientos comerciales en los que se tendrá presencia y que, en total, serán 25, siete de los cuales en el barrio de Montequinto, según informan desde el Banco de Alimentos de Sevilla.

Para inscribirse como persona voluntaria pueden hacerlo a través de la web www.bancodealimentosdesevilla.org, escribiendo al correo electrónico: voluntariado@fundacionbas.org o bien, a través del teléfono: 954219311. 

Recogida mixta del Banco de Alimentos de Sevilla

En esta ocasión se volverá a realizar una recogida mixta, ya que el donante podrá donar alimentos físicos o también realizar una donación económica en caja. 

Lo que sí se garantiza es que el 100% de las donaciones obtenidas llegarán a esas familias que por diversas causas están pasando por un momento complicado, según explica el presidente, Francisco Arteaga. 

«En los Bancos de Alimentos sabemos que una persona se siente muy reconfortada cuando realiza una entrega física de un brick de leche o de un paquete de legumbres, porque no significa únicamente la entrega de un bien, sino que también es una implicación hacia el que lo necesita. Pero a la misma vez, tenemos que seguir adaptándonos a los cambios que nos impone la sociedad», indica.

Así pues, en esta edición se volverán a combinar dos vías de donación en las superficies comerciales de la provincia de Sevilla: la tradicional recogida de alimentos y la aportación económica en línea de caja (habilitada hasta el 6 de diciembre) para que el donante elija la opción que más le convenga.

Alimentos más necesarios

Aceite, leche, arroz, legumbres y caldo son los alimentos más necesarios y que se esperan conseguir a través de las donaciones de los clientes. 

El objetivo marcado por la Fundación Banco de Alimentos de Sevilla es conseguir 500.000 kilos de alimentos.  Si no se alcanza este objetivo, el Banco verá mermada la posibilidad de proporcionar a sus entidades colaboradoras los alimentos básicos que las personas beneficiarias necesitan para cubrir sus necesidades alimentarias de manera adecuada durante los primeros meses del 2023.  

Así lo ha comentado Arteaga: «La Gran Recogida es una campaña imprescindible para los Bancos de Alimentos de toda España, y por supuesto para Sevilla. Esta acción supone una de las vías principales para llenar nuestros almacenes. Es la primera campaña que vivo como presidente, pero estoy tranquilo porque confío en el equipo que está detrás de esta acción. Así que una vez más os pedimos que nos ayudéis, como voluntario o realizando vuestra donación, a seguir llevando a cabo nuestra misión tan importante para muchas familias de la provincia de Sevilla. Además, lamentablemente, tenemos que estar preparados para esas personas  que se puedan ver afectadas por la situación actual que estamos viviendo debido a la fuerte inflación». 

Bajo el lema «Comer no puede ser un lujo» esta operación de recogida llega en un momento crucial para el Banco de Alimentos de Sevilla, ya que necesita abastecer su almacén con los alimentos que configuran su cesta básica de alimentos de cara a los primeros meses del próximo año. 

Por ello, se realiza un llamamiento a la donación y a la difusión de la necesidad de donar para poder atender las demandas más básicas de las familias vulnerables de la provincia. 

Actualmente, se atienden las necesidades alimentarias de 40.000 personas, a través de más de 250 entidades colaboradoras repartidas por toda la provincia. 

Print Friendly, PDF & Email
Artículo anteriorJosé María Álvarez: «Volar siempre ha sido el sueño de la humanidad»
Artículo siguiente25N: cortometrajes, concentración, teatro y literatura