José María Álvarez: «Volar siempre ha sido el sueño de la humanidad»

0
José María Álvarez

José María Álvarez se ha proclamado subcampeón de Andalucía de paracaidismo en la modalidad de Precisión de Aterrizaje

José María Álvarez Bonilla es natural de Dos Hermanas. Se crió en una esquina de la barriada del Rocío: «El Pitu». Estudió en los denominados «Pisos del butano» y Cantely empezando allí su formación deportiva.

«Balonmano, fútbol, voleibol haciendo mis pinitos con el Esquimo, el Betis y el Dos Hermanas Club de Fútbol. Desde allí pasé al instituto Gonzalo Nazareno, donde viví mis mejores años entre los estudios, el atletismo y la cafetería, la cual regenté durante 10 años. Allí conocí a la que hoy es mi mujer, incluso hice algo de karate en Club Wadokan, Laura era la profesora», nos explica.

José María Álvarez ha trabajado en el sector de la hostelería, en bodas, bautizos y comuniones, sobre todo en «La Coriana».

«Mi vida ha estado pegada a una barra y a una cocina, lo cual me encanta y los que me conocen bien, saben que así es. Regenté casetas de feria en Sevilla, Dos Hermanas, Hinojos, Castilleja de la Cuesta e, incluso, varias casas en la Aldea del Rocío durante su romería, contra todo pronóstico, se pueden hacer varias cosas a la vez», indica.

Ha participado, trabajando, en muchos eventos. «Incluso estuve en un homenaje a Los del Río», resalta.

En 2005, José María puso en marcha su empresa, ligada a la hostelería y restauración «Precocinados Álvarez Bonilla». 

«Y desde entonces llevo luchando de 10-12 horas día a día. Y no ha sido fácil, entre la dichosa crisis y el covid», subraya.

José María Álvarez Bonilla es un apasionado de la Harley-Davidson, sobre la cual ha rodado miles de kilómetros y conocido distintos países, entre los cuales, además de España entera, están Portugal, Francia, Italia, Suiza y Alemania. «Pero como todo en esta vida, tiene su momento y esto quedó atrás», reconoce.

Ahora dedica su tiempo libre al paracaidismo. Junto a su compañero Miguel Rivas Díaz, se ha proclamado subcampeón en el Campeonato de Andalucía de Paracaidismo en la modalidad de Precisión de Aterrizaje celebrado en Skydive Córdoba.

También tiene en su palmarés la plata en el Campeonato de Andalucía de Paracaidismo en la modalidad de Vuelo en Formación junto a Miguel Rivas y Jonathan Guerrero en el Skydive Spain de Bollullos de la Mitación.

José María Álvarez responde a nuestras preguntas:

¿Cuándo y por qué decide practicar paracaidismo?

Mi afición por el paracaidismo surgió tras un inocente regalo de mi mujer, que tantas veces había escuchado eso de: «Algún día saltaré de un avión» mientras miraba las nubes, una afición que heredé de mi madre.

En septiembre de 2014 realicé el curso de línea estática en Skydive Córdoba y desde ese día comprendí que lo mío era «volar». Sigo conociendo lugares, pero ahora desde otra perspectiva, desde el aire: Córdoba, Castellón, Empuriabrava, Madrid, Portimao…

¿Es un deporte costoso?

Sí, es un deporte muy caro, no solo los saltos, también se necesita un equipo completo: paracaídas, barométrica, mono, casco, gafas, altímetro, audible y unas revisiones del equipo y plegados del paracaídas de reserva y como no, licencia federativa y seguro de accidentes.

Además de cursos de pilotaje de campana y horas en túnel de viento, imprescindibles para los campeonatos de vuelos en formación y los de aterrizajes de precisión.

Mi idea es poder trabajar en una zona de saltos cercana, de cámara externo en los saltos tándem y así seguir entrenando; o encontrar algún patrocinador, eso sería ideal.

¿Cómo y cuánto tiempo dedica a entrenar?

Yo no lo llamaría entrenar, ya que para mi es un disfrute saltar de un avión.

Voy todos los fines de semana que me permite mi economía, dándome dos, cuatro u ocho saltos al día. Me apunto a eventos de grandes formaciones y a los diferentes «boogie» organizados por las «Drop Zone», alternándolo con mi empresa y la familia que casi siempre tenemos algo preparado para pasar un fin de semana a tope.

¿Necesita permisos especiales?

Sí, como he dicho, necesito licencia de deportes aéreos andaluza o nacional según la competición además de las diferentes revisiones del equipo.

¿Dónde suele entrenar?

Normalmente salto en el aeródromo de La Juliana que está en Bormujos «Skydive Spain» y en Córdoba «Skydive Córdoba» aunque, como he dicho, también he saltado en otras «Drop Zone».

¿Necesita también una preparación?

No es obligatorio estar al 100% pero es gratamente recomendable estar en unas condiciones óptimas ya que soportamos velocidades que pueden comprender entre los 200 y los 350 kilómetros por hora, según la disciplina. Pero tengo compañeros de 70 años e incluso uno con las dos caderas operadas.

¿Cuándo comienza a competir?

Casi desde el primer año, quedé segundo en un campeonato de precisión y los años siguientes competí en campeonatos de vuelo en formación VF4.

¿Cuáles son los títulos más importante que ha conseguido?

2014 campeonato de Andalucía de precisión de aterrizaje, 2º clasificado por equipos; 2017 campeonato de Andalucia VF4, 2º clasificado; 2018 campeonato de Andalucía VF4, 2º clasificado; 2021 campeonato de Andalucía VF2, 3º clasificado; 2022 campeonato de Andalucía de VF2, 2º clasificado; 2022 campeonato de Andalucía de precisión de aterrizaje, 2º clasificado por equipos y 4º clasificado individual.

Recientemente se ha proclamado subcampeón andaluz en la modalidad de precisión de aterrizaje, ¿qué significa para usted haber obtenido la plata?

Un segundo puesto siempre es una gran satisfacción, aunque este puesto lo ha tapado el primer tándem de mi hijo mayor Pablo. Me hacía mucha ilusión que viviese esta experiencia, ya que aunque han visto muchos vídeos míos y han estado en túneles de viento también, las sensaciones son muy distintas.

Y me sorprendió la aparente tranquilidad que tuvo durante todo el vuelo. Desde aquí le aplaudo.

¿En qué otras modalidades compite?

En vuelo en formación VF4 y en vuelo en formación VF2.

¿En qué consisten estas modalidades?

En ambas necesitamos ganar puntos formando distintos dibujos o posiciones mediante giros y cambios de posición entre los participantes del equipo y somos grabados por un cámara externo, que también es parte fundamental del equipo.

¿El paracaidismo es un deporte de equipo?

Según que competición, saltar sólo es bastante aburrido. Lo mejor son los amigos y compañeros que conoces en el camino, aunque en algunos casos han dejado este deporte por diferentes lesiones y se les echa de menos.

¿Sabe si en Dos Hermanas hay mucha afición a este deporte?

Que yo conozca… no somos más de 10 más bien diría de cinco a 10. A la mayoría que les hablo de este deporte les da miedo.

¿Qué significa para usted el paracaidismo?

No lo sé, tan solo llevo poco más de 400 saltos y aún estoy aprendiendo. Volar siempre ha sido el sueño de la humanidad y yo lo hago, sobre todo cuando me pongo el traje de alas y planeo. Me gustan para esta modalidad las costeras, como Alvor en Portugal.

¿Hay que tener ciertas características para practicarlo?

Pienso que solo hay que tener ganas y no tener miedo a las alturas.

¿Cuál es su sueño o meta en este deporte?

Vivirlo muchos años. Ya tengo suficiente con la emoción y disfrute de ver que mi familia me apoya e incluso quieren compartir esa experiencia conmigo…. Laura, mi mujer, ha hecho dos saltos tándem. Pablo hizo este fin de semana su primer salto tándem y quiere hacer el curso de paracaidismo y del chico, ni os cuento, está deseándolo.

Para poder entender «qué siento cuando me  tiro de un avión que está en buenas condiciones y aún puede aterrizar»… muchos piensan que estamos locos.

José María Álvarez es un enamorado de las alturas y de los altos vuelos.

Print Friendly, PDF & Email
Artículo anterior«Los del Río», en el mano a mano de Cajasol
Artículo siguienteEl Banco de Alimentos de Sevilla busca voluntarios