José Manuel Mena es el presidente del Centro Cultural Carnavalesco Ibarburu

0
861
José Manuel Mena

El Centro Cultural Carnavalesco Ibarburu celebra su 30 aniversario

José Manuel Mena García es nazareno de nacimiento. Fue uno de los últimos que nació en la Casa de Socorro, según afirma. Estudió en el colegio Fernán Caballero. Es tapicero, profesión que aprendió desde muy joven cuando dejó de estudiar y comenzó a trabajar en una tapicería. Cuenta con casi 35 años de experiencia y está al frente de Tapizados Valme.

Ha estado también muy vinculado al fútbol. Ha jugado en el Ibarburu y en el Dos Hermanas cuando jugaba en Tercera. Afición que ha compaginado siempre con su gran pasión: el Carnaval.

Aunque no es hermano de ninguna hermandad explica que: «muero por la Amargura, la de mi barrio» y es devoto de la Virgen de Valme.

Se crió en el barrio de Ibarburu, rodeado de unas nueve familias de las que, según explica José Manuel Mena, ha aprendido todo lo que es. Juan Parrado, Macaco, Antonio Morales, Juan Franco, Diego Campón… unas nueve familias que constituyeron el Coro de Campanilleros de Ibarburu. 

«No me puedo quejar de la familia en la que me he criado. Aunque digan que Ibarburu es un barrio marginal, siempre que he podido lo he defendido, igual que en todos los barrios, hay gente buena y hay gente mala. He tenido la suerte que siempre me he juntado con gente que son muy humildes pero muy buenas personas y que sólo han querido en esta vida sonreír y disfrutar», subraya.

José Manuel Mena es el presidente del Centro Cultural Carnavalesco Ibarburu. De hecho, fue uno de sus fundadores. El germen del CCC Ibarburu fue el Coro de Campanilleros de Ibarburu. Tomó el testigo como presidente a Antonio Morales que presidió el centro los primeros años.

Ha sido pregonero del Carnaval nazareno y forma parte de la comisión que cada año prepara con ilusión la fiesta de Don Carnal en nuestra ciudad.

Durante muchos años ha sido un miembro más de las agrupaciones, disfrutando el Carnaval con amigos y familiares. En esta última etapa se ha volcado en la cantera del Carnaval. Ha conseguido enganchar a muchos niños y niñas al Carnaval conformando agrupaciones. Hace poco ha visto hecho realidad uno de sus sueños: contar en Dos Hermanas con una Escuela de Carnaval.

El CCC Ibarburu conmemora en este 2021 su 30º aniversario. La pandemia no ha dejado celebrarlo como les hubiera gustado pero hay diferentes actividades programadas.

¿Qué actividades tenéis previsto celebrar en el aniversario? 

La junta directiva estuvo reunida. Habíamos hablado varias cosas para el 30º aniversario, una serie de eventos durante este año…. Siempre y cuando nos deje la pandemia. Las intenciones nuestras eran haber echo una Gala por el 30º aniversario en junio, que es cuando verdaderamente cumplió los 30 años, pero estábamos con miedo por el tema de la pandemia, era muy complicado juntarnos tanta gente. Le planteamos al Ayuntamiento hacerla junto a la presentación del documental de Carnaval que sería este mes de septiembre en el Teatro Municipal Juan Rodríguez Romero. Y gracias a ellos pues será un poco más atractiva, entretenida y mucho mejor.

En octubre empezaremos los ensayos -si podemos juntarnos- con los tres grupos de cantera: juvenil e infantil que a ver si participan en el concurso de Cádiz y la de los alevines y adultos en plan local. 

En noviembre, queremos celebrar «la paellá», un día de convivencia y hermanamiento con los grupos de Dos Hermanas que estén ensayando para tener una buena armonía, charla, risas, cantes, siempre salen ideas y pasaremos un buen rato como siempre. También buscaremos un fin de fiesta. 

En diciembre, «la tomatá», como bien sabéis todo esto nació del Coro de Campanilleros de Ibarburu, entonces, no puede faltar el Certamen de Campanilleros Juan Franco. Y ya tendremos nuestro número de Lotería como todos los años.

En enero verá la luz el libro «Anécdota de Dos Hermanas» cuyo escritor y autor es Antonio Morales. 

Ya ese mes estaremos de preparativos con las agrupaciones y de  ensayos generales con algunos grupos de Carnaval 2022 y de la carroza de la peña. 

En febrero es la semana grande de nuestra peña, en nuestra sede, se celebrará la XXXI Tarviná. Pasarán muchos grupos por el escenario, locales y forasteros, y estaremos cantando por los barrios y terminaremos con la cabalgata con una carroza de la peña y el día de la cantera sucesivamente. 

En marzo, estaremos con los preparativos de los grupos que van a Cádiz y ensayos para los participantes para el COAC 2022. 

En abril tendremos «la garbanzá» por el Día del socio con la asistencia de una agrupación.               

Y en junio, habrá un fin de fiesta con los grupos de la Peña por el 30º aniversario.

Todo esto es sólo provisional. Se hará todo si está relativamente controlado el COVID.

¿Cómo ha evolucionado en estas tres décadas el CCC Ibarburu?

Bueno, en estos 30 años, hemos tenido muchos altibajos. Los primeros años fueron muy buenos con varios grupos de la peña adultos masculinos, otro de femeninas y otro de niños que los llevaba Lola Claro, llegamos hasta sacar cuatro grupos algunos años.  

Los padres por un lado hacían una charanga, las madres con nuestras novias, nosotros los chavales y otra de niños chicos… una pasada. 

Después, con los años se fue apagando la cosa. Llegamos algunos años a salir con solo una chirigota antología o solo una infantil. Pero en 2011 llegó la revolución, otra vez volvimos a salir los adultos con «Los parao de DH», volvieron las niñas con «Las Mariwoman» y tuve la idea de hacer una chirigota infantil «Los Supermarios». Un año para recordar ya que los niños siguen la tradición 10 años más uno de COVID consecutivo cantando Carnaval sin parar. Orgullosísimo de la familia que tenemos. 

¿Que personas recordaría y por qué? 

Personas…  Bueno, pues tengo a muchas que le dieron vida a esta peña y tengo muy buenos recuerdos de ellos. Uno es Juan Parrado Luque, un artista, humorista, teatrero, buena persona, gracioso, el no va más y fundador de la peña, tenemos una sala con su nombre en la sede. 

Otra persona es Joaquín Palma Leflet, un gran artesano de pitos de carnaval sus ventas, fueron a grupos importantes como «Los Carapapas», Yuyu, Martínez Ares, etc. un hombre incansable de ideas, siempre inventando pitos de figuras, siempre estaba ahí para cuando me hacía falta. También fue fundador y le hemos asignado otra sala en nuestra sede, además nos ha cedido su mujer unos pitos artesanos para exponerlos en las vitrinas de la peña. 

Otro del que me acuerdo mucho es Juan José Tirado Pichardo, un hombre que era una maravilla diseñando carrozas, trabajando era el manitas del grupo, para que la peña fuera a más. Las ideas las tenía muy claras y yo confiaba mucho en él porque, en realidad, era un cerebrito. También tiene su sala en la peña. 

Hay muchos que no puedo dejarme atrás que se han desvivido por nosotros y por la peña como Gabriel Carretero, Diego García Campón, Vicente Ruiz y Juan Franco. 

Todos ellos fueron una referencia para la mayoría de nosotros,  gente humilde que gracias a ellos somos así y estamos aquí, mil gracias y, por supuesto, de los que siguen al pie del cañón Antonio Morales, José Torre («el Macaco») y José Antonio Mena  

¿Qué supone la Escuela de Carnaval y la peña para el barrio? 

Para el barrio creo que será una cosa buena que le vendrá muy bien. Un  sitio maravilloso de enseñanza, aprendizaje, educación, ocio, entretenimiento, creo que será una buena cosa, y para nosotros más todavía. Estar ahí será estupendo, más orgulloso imposible es un  barrio humilde de trabajadores y sobre todo de buena gente, donde nació el CCC Ibarburu, y que las tarvinás y demás eventos serán en el barrio, la sede no podía estar en otro sitio, como referencia del Carnaval nazareno, escuchando las letras y, además de cante, ese teatro y música de carnavalero, y sobre todo, la alegría de sacar entre nosotros una sonrisa para el aficionado y, en verdad, somos una gran familia.  

¿Qué le parece contar con una sede de estas características? 

Cómo presidente, las instalaciones son impresionantes, tenemos la mejor Escuela de Carnaval de toda España, sin duda. Con tres salas insonorizadas, una de ellas con espejos, una oficina, un patio que te da vida y una gran azotea, en fin, yo lo que quiero es que esto siga creciendo con la ayuda de todos, espero sacarle rendimiento con los tres grupos de cantera y el de adultos. 

Podéis venir a conocerla cuando queráis, tenéis las puertas abiertas y, por supuesto, a quien le guste el Carnaval hacerse socio para ayudarnos a crecer. 

¿Es importante la cantera en Dos Hermanas? 

¿La cantera en Dos Hermanas? por supuesto que es importante. Creo que no tenemos la misión como en Cádiz, que ellos muchos viven de esto, o tienen más posibilidades de llegar ahí arriba en grupos punteros del Carnaval. La idea nuestra es para levantar el Carnaval en Dos Hermanas. Cada día habrá más gente aficionada, llegarán a cantar en adultos si no en Ibarburu, pues en otro grupo, y será un orgullo para nosotros, sería súper bonito que digan «he estado en la cantera de Ibarburu». Hay que disfrutar, es una fiesta que es libre de expresión, de diversión y llena de alegría… y lo que quiero decir con todo esto es que sonreír no tiene precio y el Carnaval hace sonreír. 

¿Con qué premios importantes cuenta el CCC Ibarburu?

¿Premios? pues hay muchísimos premios importantes. Los juveniles que llevan desde 2015 a 2020 han conseguido dos premios terceros y dos cuartos. 

Y los infantiles de dos años que han ido a Cádiz dos terceros. Hay muchos más que están en las vitrinas de la peña. 

Sobre todo en los adultos, la de mis amigos de toda la vida, un segundo premio en Huelva, Carmona, Alcalá de Guadaíra, Trebujena, La Rinconada, Dos Hermanas; tercero en Sanlúcar de Barrameda… en fin muchos recuerdos. 

¿Qué futuro le ve al Carnaval de Dos Hermanas? 

En el Carnaval de Dos Hermanas estamos trabajando y poco a poco estamos viendo como avanzamos cada año un pasito más. Supuestamente, si no me fallan los cálculos, nueve grupos estarán en el Carnaval 2022. Tenemos a la comisión junto al Concejal que está apostando por la fiesta, estoy viendo que cada año la Cabalgata de Carnaval está evolucionando. Hay muy buenos profesionales detrás diseñando y ayudando para que todo vaya sobre ruedas. Si nos ayudamos unos a otros seguiremos creciendo para contar con un Carnaval grande. ¡Viva el Carnaval!

¿Algún sueño por cumplir?

Creo que ya he tenido mi sueño. Tener mi familia. Mis dos niños. No me falta el trabajo. Como no sea que me toque una Primitiva y ya me quite de trabajar… como quiere todo el mundo claro (risas).

¿Pisar las tablas del Falla ha sido otro de sus sueños cumplidos?

Pasar por el Falla, cantar en el Falla, fue otro de mis sueños. He estado siete años cantando en el concurso. Mi experiencia con los grupos siempre ha sido maravillosa, también como director. Ha habido sus mosqueos puntuales pero siempre ha habido buen rollo, he disfrutado mucho… 

Y la cantera ha sido otro sueño para mí. Me ha dado vida. Empecé con un grupo, estuve cinco años, me los llevé al Falla. Y ahora ya son tres grupos: juvenil, infantil y alevín. Me emociono con los chiquititos de cinco años que están aprendiendo a cantar. La experiencia de grupos y de cantera ahora…maravillosa.

La cantera me hace disfrutar y vivir esto aunque le dedique mucho tiempo y sea mucho trabajo.

Print Friendly, PDF & Email